Alfabetización visual, imaginación y creatividad

Finalmente, el trabajo con las competencias básicas que ha ocupado la actividad de ODAS en los últimos años ha tenido en consideración tanto la naturaleza de las asignaturas impartidas por los miembros del equipo como el perfil de los estudiantes, sobre todo de reciente ingreso, que las cursaban. En este sentido, y aunque son diversas las iniciativas acometidas sobre competencias comunicativas o trabajo en grupo, por citar solo algunas, esta última etapa se concentra en la de lectura e interpretación de fenómenos artísticos. Y es que mirar y observar son indispensables para que los estudiantes de reciente ingreso detecten aquellos problemas que justifican cualquier proyecto en el ámbito de las artes: necesitan aprender a mirar para que puedan desarrollar la imaginación, aquella capacidad humana que hace combinaciones, reelabora y crea nuevos planteamientos a partir de experiencias pasadas. La actividad de la imaginación convierte al ser humano en un individuo proyectado hacia el futuro capaz de modificar y transformar su presente y, por ello mismo, se vincula con la creatividad y con esa idea que entiende que el profesional es el que resuelve problemas de forma novedosa dentro de su disciplina.